Democracia y Agenda Ciudadana: La Reinvención de la Política

 

criticas

La refuncionalización de la democracia demanda la reinvención política. Crear un nuevo paradigma de integración ciudadana es el imperativo de una sociedad que vive una realidad compleja, donde el neopopulismo amenaza los grandes intereses de la Nación.

La Agenda Ciudadana tiene como epicentro la democracia, pero no cualquier democracia, sino aquella que construye la unidad social, en los principios de participación y colaboración ciudadana, que hace del Estado de Derecho el espíritu emancipatorio de la dignidad humana.

En este trazo político, no cabe la fragmentación del tejido social. El ciudadano no puede ser sujeto pasivo del proceso electoral, ni un simple oyente ni un espectador; al contrario, debe hacer de la contienda política el espacio de reencuentro social.

El reto innegable es propiciar el salto cualitativo del proceso electoral, cuya racionalidad se funda en el integracionismo ciudadano. No es admisible la fragmentación entre partidos, candidatos y ciudadanos.

Un proceso político, atiende la armonización de las aspiraciones y necesidades sociales en el ejercicio público de programas de gobierno construidos en la comunión social para equilibrar la distribución del poder.

La reinvención de la política transita por la co-creación de la Agenda Ciudadana, donde la cultura cívica prescribe el camino del ejercicio de gobierno y la horizontalidad en sus acciones otorgando un nuevo significado a la gobernanza activa.

Democracia de calidad y contienda electoral no son antípodas del sistema político sino variables sustantivas del desarrollo humano.

En este sentido, el proceso electoral implica el establecimiento de lazos de cooperación y corresponsabilidad horizontal; y la interacción e interlocución de los actores para articular consensos y entretejer las respuestas del ejercicio de gobierno hacia el déficit de cohesión social, producto de la desigualdad que vulnera a los sujetos sociales.

Repensar la política desde este escenario, es una sana práctica para que desde las instituciones, se impulse la funcionalidad y eficacia de las respuestas y soluciones a las demandas de la sociedad, y se fortalezca la gobernabilidad democrática.

En este sentido, el activismo del tejido social, que se ha edificado desde la plataforma virtual del Observatorio Ciudadano                              “www.inteligenciaelectoral.org.mx”, hace de la participación y deliberación un espacio hacia la edificación de una Agenda Ciudadana, que pondera la dimensión de horizontalidad del ejercicio público; incorpora nuevos diálogos de participación social en el proceso electoral; y potencia la interacción entre partidos, candidatos y ciudadanía.

En este cometido de integración político-social, Inteligencia Electoral ha incluido dentro de los seis ejes de acción de la Agenda Ciudadana, dos temáticas que deben ser profundizadas en el diálogo de la sociedad con partidos y candidatos: Gestión Ambiental y Desarrollo Sustentable, así como Seguridad y Justicia.

El imperativo en materia de Gestión Ambiental y Desarrollo Sustentable, impone  contextualizar el significado de las tareas del ejercicio público y la coparticipación ciudadana. El enfoque debe ser integral para revalorizar la preservación de los recursos ambientales y reorientarlos hacia las oportunidades de desarrollo humano. El aspecto económico debe ser compatible con la creación de riqueza y el pleno respeto a la biodiversidad.

La transformación y el éxito de la coparticipación ciudadana, depende de la implementación de instrumentos de intervención social, que articulen un nuevo paradigma de uso y aprovechamiento de los recursos naturales, con responsabilidad social en el complejo escenario del Cambio Climático.

Asimismo, la Gestión Integral del Agua debe ponderar tanto el uso humano como industrial. Ambas vértebras son sustento de oportunidades sociales, que en el caso del desarrollo regional, impone mayores equilibrios productivos y mejora los niveles del índice de desarrollo humano, al generar mayores simetrías económicas, producto de un Reordenamiento Territorial y Poblacional, con fines de bienestar social.

Considerando el rezago que ha experimentado el Desarrollo Urbano y la Metropolización, debe admitirse la actualización del marco jurídico para garantizar proyectos de crecimiento demográfico, uso de suelo y de vivienda, cuyos impactos propicien el rescate de las condiciones primarias de interacción humano-ambientales como lo implica la prevención de la Contaminación Atmosférica para crear ciudades salubres y eco-ambientales.

En este contexto de preservación y sustentabilidad eco-ambiental, la gestión de Residuos Sólidos de los centros de población, debe partir de una cultura de reciclado y reuso pleno de residuos industriales y comerciales y del acceso a oportunidades de cadenas económicas, que impacten en la preservación del planeta desde la dimensión de sustentabilidad, basada en el derecho humano a un medio ambiente sano.

Por su parte, la Seguridad y la Justicia se erigen desde la Agenda Ciudadana, como el sustento de una cultura de la prevención.

Los esquemas jurídicos preventivos en una sociedad, tienen siempre mayor impacto en la inhibición de la violencia y los actos delictivos, porque se apoyan en las lógicas de la seguridad humana. Sin duda, no basta con garantizar un marco jurídico de vanguardia: la justicia inicia en la convivencia y la armonía social. Por ello, su procuración es una tarea expresa y vital.

En el último año a solicitud del Presidente Peña Nieto, se reconoció el papel que juega la Justicia Penal y la Reinserción Social en el Sistema Nacional de Seguridad Pública; empero, el Presidente transitó en este diálogo hacia el déficit de atención de la Justicia Cotidiana, cuestión preponderante en la Agenda Ciudadana, que hoy impone un nuevo panóptico social que deben advertir partidos y candidatos.

Hoy que el planeta experimenta reacomodos ambientales, es ineludible referirse a la Protección Civil, los ciudadanos exigen que el ejercicio público se anticipe de manera interinstitucional a las contingencias y emergencias ecosociales y es imperativo salvaguardar la seguridad física y patrimonial de la sociedad en un mundo cuyas brechas ambientales son manifiestas.

Democratizar la política es el centro de toda agenda gubernamental. Escuchar al ciudadano y hacerlo copartícipe de las acciones del quehacer público, es el verdadero desafío del ejercicio de gobierno y de la élite en el poder.

Agenda

  • El Congreso de la Unión cerró sus sesiones aprobando diversas iniciativas de reformas y de nuevas leyes: Ley de Disciplina Financiera de los Estados, Ley General de Transparencia, Miscelánea Penal, Ley contra La Tortura, Ley de Protección de Datos Personales, Ley de Zonas Económicas Especiales. Asimismo recibió la iniciativa del Presidente Peña Nieto en materia de Justicia Cotidiana,
  • Se acordó la celebración de un Periodo Extraordinario de Sesiones para aprobar las Leyes Anticorrupción, el Mando Único y la llamada Ley Marihuana.
  • Lamentable la filtración del Padrón Electoral por el Partido de Movimiento Ciudadano a la nube de Amazon, todos esperamos los que la autoridad haga valer la ley y castigue a los responsables de este ilícito.

Twitter: @Esteban_Angeles

Facebook: http://facebook.com/estebanangelesc

Blog: https://perspectivahgo.wordpress.com/

Los comentarios están cerrados.

Crea un sitio web o blog en WordPress.com

Subir ↑