La Organización de Estructuras Institucionales, Comunitarias y Vecinales para la Colaboración y la Participación Ciudadana

Participacion 7La dimensión fundamental de un régimen democrático, estriba en el principio de que el ciudadano, al elevar su conciencia y cultura política de asociación, fortalece las estructuras institucionales y el axioma de la legitimidad y gobernanza activa. Paulo Freire prescribió al respecto, “No es posible un cambio estructural de la sociedad si no va acompañado y, más aún, antecedido por un proceso de liberación de las conciencias”.

El encuentro ciudadano que dio marco al Informe de Actividades 2014 del Consejo Consultivo Ciudadano del Estado de Hidalgo, el pasado 11 de diciembre, refrendó que en la pluralidad, la ciudadanía es capaz de trazar líneas de acción para construir un “Modelo de Organización de Estructuras Institucionales, Comunitarias y Vecinales para la Colaboración y la Participación Ciudadana”.

El principio de este modelo ciudadano, se encuentra en la Gestión para Resultados (GpR), que al vincular las instituciones, con las estructuras comunitarias y vecinales; el ejercicio de gobierno, con la rendición de cuentas; y la operatividad de las actividades públicas de los sujetos obligados, con el acceso a la información pública y la transparencia de las acciones gubernamentales; concreta las acciones prescritas por el tejido social, e impide que se desvirtúe la probidad institucional, afianzando el predominio de la horizontalidad ciudadana.

La importancia de estos encuentros ciudadanos radican en su capacidad de proyectar la mediación de la sociedad civil organizada, como apoyo consustancial del ejercicio gubernamental. Asimismo, al abordar con procesos transversales la realidad social e institucional, mantiene un dialogo cooperacional y fortalece las relaciones entre sociedad y gobierno en el procesamiento de las necesidades sociales y en la elaboración de políticas públicas.

En consecuencia, estas prácticas potencian el asociativismo del tejido social y la organización comunitaria y vecinal; elevan el sentido de escrutinio y Contraloría Ciudadana; y articulan planes, programas y Presupuestos Participativos, que redimensionan la productividad financiera de la planeación democrática. Los Consejos Estatal y Regionales, las Comisiones Temáticas, y la interacción de las estructuras; desarrollan líneas programáticas y erigen el espacio público, que se retroalimentan a través de los procesos de gestión, elaboración y evaluación del quehacer público.

La virtud de este proceder estriba en generar mecanismos de interacción, y espacios de interlocución, donde la ciudadanía, señalando su realidad inmediata hace valer sus propuestas y necesidades.

El diseño de estrategias de organización comunitaria y vecinal y la deliberación que guía la participación ciudadana, genera políticas públicas corresponsables y afianza las respuestas sociales en un marco ciudadano, instaurando en un ambiente proclive al consenso y al acuerdo, un proceso de Concertación Progresista, donde la pluralidad social, es política gubernamental.

La organización ciudadana es vital, ya que en estos espacios comunitarios y vecinales, se privilegia y prioriza el diálogo, como instrumento de entendimiento y concordia social, lo que crea una fuerza orgánica ciudadana, que no sólo demanda del gobierno la creación de políticas públicas en su beneficio, sino que exige incidir en su diseño, estructura e implementación.

Proceder en este sentido, evita la percepción negativa de las acciones del gobierno, ya que al invertir la verticalidad del poder público y las medidas unilaterales de las estructuras burocráticas, logra implante un proceso de abajo hacia arriba. En este sentido, los COPLADER’s y COPLADEM’s, son instancias que están permitiendo avances en participación comunitaria y vecinal, lo que reorienta y potencia la operatividad de su organización.

La cooperación comunitaria y vecinal para la participación ciudadana, actúa como factor corresponsable del ejercicio de gobierno y principio de racionalidad del poder público, que al compartir tareas y decisiones, fortalece la rendición de cuentas y la transparencia, cuestión que evita la discrecionalidad y potencia las prácticas de gobierno abierto, que indiscutiblemente es un gobierno ciudadano.

Esta nueva praxis ciudadana, debe primar en la construcción de un país para todos, haciendo de la sociedad civil, una fuerza cuyo activismo, genere espacios y mecanismos, mediante formas de organización que atienden a problemas específicos, y generen desde las lógicas comunitarias y vecinales, los vínculos y mecanismos de transformación que empoderan al tejido social en las estructuras institucionales, y posibiliten procesos deliberativos en la construcción de decisiones racionales, efectivas y legítimas de los problemas sociales, tarea que asumimos en el Consejo Consultivo Ciudadano del Estado de Hidalgo.

El ciudadano, desde su propia dinámica, ha creado una nueva forma de gobernanza activa, donde la solidaridad y la conciencia social, permiten edificar un nuevo horizonte público, para que no sean los políticos los que decidan y los tecnócratas los que ejecuten, sino donde la voluntad ciudadana, sea corresponsable de la ejecución de la tarea pública, como voz y mandato del pueblo.

Agenda

  • El Papa Francisco firmó una histórica declaración en el Vaticano que condena todo tipo de esclavitud moderna, expresando que “…en términos de trata de personas, trabajo forzado, prostitución, explotación de órganos, son un crimen de lesa humanidad.”
  • Loable resultó que Aurelio Nuño, jefe de la oficina del Presidente de la República, reconociera sentidamente que, “….faltó una agenda más contundente en materia de seguridad y de Estado de Derecho. Nos quedamos cortos. No vimos la dimensión del problema y la prioridad que debería haber tenido.”
  • Eleazar García Sánchez, Presidente del H Ayuntamiento del Municipio de Pachuca, en el Informe de Actividades 2014 del Consejo Consultivo Ciudadano del Estado de Hidalgo, anunció que Pachuca será sede del Tercer Seminario Internacional de Experiencias Innovadoras en la Gestión Pública Efectiva, que promueve la OEA el próximo 5 y 6 de marzo, y la convicción de que, en estos momentos en que nuestro país atraviesa una situación delicada y compleja, la ciudadanía asume su responsabilidad como protagonista del cambio en la gestión pública.
  • Deseo a las ciudadanas y ciudadanos con quienes compartimos este espacio, mis mejores parabienes de paz, salud y concordia, con motivo de la Navidad y del Nuevo Año 2015. Reanudamos nuestro encuentro a partir del 11 de enero del 2015.

Los comentarios están cerrados.

Crea un sitio web o blog en WordPress.com

Subir ↑