Encuentro Ciudadano: Reivindicación Política de la Planificación Democrática

DSC01751La exclusión y marginación, la pauperización y miseria extrema; el desempleo e inseguridad; el precario acceso a la salud y a la educación; la desigualdad y la injusticia social como rostros de inequidad política, entre otras; arrojan una deuda del Estado Nacional con la ciudadanía.

Son evidencia sentida y suficiente de que las estructuras institucionales, no han sido eficientes para brindar una lógica política que enfatice como prioridad, la generación y redistribución de oportunidades al tejido social.

Este escenario de proliferación de las asimetrías sociales, debe guiar la reflexión de los actores políticos más allá de las lógicas partidistas o sectarias, que han creado un clima impropio del interés público y demandan un cambio inaplazable, que propicie la vinculación ciudadana y reoriente el rumbo de planes y programas, conforme a las necesidades sociales.

En este contexto, debemos admitir que la planificación del desarrollo, a nivel Federal, Estatal y Municipal, se obstruye debido a que no se dispone del marco jurídico propicio para generar a largo plazo, una visión integral y en prospectiva de las tareas y acciones gubernamentales; ni a custodiar la transversalidad de las estrategias, que visualicen su correspondencia, aseguren respuestas integrales y reorienten las políticas públicas. Esto tiene como consecuencia la limitación de la dinámica social y el truncamiento de los planes de desarrollo, deteriorando la respuesta del Estado a la ciudadanía.

En consideración a esta circunstancia, el proceso de Actualización del Plan Estatal de Desarrollo 2011-2016, representa una oportunidad por ser un escenario que resignifica el diálogo ciudadano en la construcción de consensos; favorece condiciones que expresen reivindicaciones sociales; y propicia la creación y fortalecimiento de estructuras ciudadanas y mecanismos de participación, para la funcionalidad y operatividad institucional, y asegurar el Continuum Político de la planeación estatal.

Este escenario democratizante y el impulso a la participación ciudadana, generado desde la voluntad del pueblo e interpretado por el Gobernador Olvera, no puede ser obviado por las fuerzas políticas, obligadas constitucionalmente a organizar la participación del pueblo en la vida democrática; y por lo tanto, exigidas a tomar la oportunidad inmejorable para hacer de la función pública, el instrumento que articule no sólo las respuestas y soluciones a las demandas sociales, sino también, para forjar en la seguridad humana, el desarrollo de la entidad con una visión que trascienda la dimensión de los planes de desarrollo sexenales.

El espacio ciudadano que propicia la “Actualización del PED”, no puede plantear una visión cortoplacista de la planeación del Estado: primero, porque la operatividad y concreción del desarrollo humano, debe proyectarse en el largo plazo, y segundo, porque debe impedirse que el gobierno se reinvente cada seis años, debilitando con ello, las condiciones para garantizar la integralidad de los derechos elementales para el desarrollo, como la salud, la educación, el empleo, la seguridad, los derechos civiles y políticos, la certeza de la cultura, como potestad de construcción social, el derecho a saber, como conducción cierta de la transparencia del Estado y como lógica de conducta de gobierno abierto.

Es por ello, que el “Encuentro Ciudadano para la Actualización del Plan Estatal de Desarrollo 2011-2016”, rompe con la inercia de los “planes de escritorio”, porque someterá al escrutinio y consenso ciudadano, “metas, objetivos y estrategias”, en el imperativo de que su actualización, será producto del impulso y fortalecimiento de una participación ciudadana corresponsable, informada y consciente; cuyos conocimientos le permitan deliberar, orientar y prescribir el rumbo cierto que demanda el cambio social.

Asimismo, la “Actualización del PED” debe reflejar una nueva cultura de la participación ciudadana, que aprecie en la oportunidad del ejercicio de gobierno abierto, la corresponsabilidad de la participación ciudadana como una conquista social, que debe superar la indolencia y apatía de los ciudadanos, mediante la creación de metodologías para el análisis y la gestión comunitaria; la realización de foros de discusión de proyectos y programas para visibilizar la voz ciudadana; la integración de las universidades como protagonistas del desarrollo de nuestros pueblos, barrios y comunidades; y la apertura de diálogos municipalistas, que hagan de la microfísica del poder ciudadano, que inicia en el Municipio, el orden valórico del Estado.

De igual manera, la actualización del PED precisa la transversalidad en el orden sistémico y no sólo la gubernamental, porque se impone la necesidad de articular un desarrollo social integral y armónico, que como premisa de sustentabilidad, fusione el compromiso de la sociedad con el gobierno, en el diseño y operatividad corresponsable de la planificación democrática y haga de la gestión pública, una gestión asociada y pensada desde la ciudadanía.
Esta vinculación, necesaria para garantizar la corresponsabilidad de las acciones públicas, propicia una cultura de la gestión pública inclusiva, signo inequívoco del fortalecimiento de la participación ciudadana en la conducción solidaria del ejercicio de gobierno, virtud de un régimen democrático que prescribe la horizontalidad social y asegura como reivindicación, el ejercicio cierto del poder del pueblo.

El “Encuentro Ciudadano para la Actualización del Plan”, debe visualizar mecanismos de transparencia y rendición de cuentas, como una forma expresa de comunión ciudadana y cultura del acceso a la información, necesaria en la edificación de gobierno abierto y en público; así como, compromisos para el desarrollo democrático y el fortalecimiento de los derechos sociales y políticos de los ciudadanos; la sustentabilidad de planes y programas con un enfoque racional y ordenado en el aprovechamiento de los recursos; la responsabilidad social de actores productivos y económicos; y la corresponsabilidad política de la sociedad, que entre otras categorías, deben formar la amalgama que cohesione el gran propósito del quehacer público, garantizar la Seguridad Humana.

Agenda

  • “Iniciativa SUMA”, que encabeza Patricia Mercado, organizó el evento “Por una mayor participación política de las mujeres”. Enfatizó que la tarea de elevar la participación política de la mujer, reclama un mayor conocimiento de los problemas de México para ocupar espacios.
  • En el acto, el Gobernador Olvera, fue terminante: “ningún partido político trabaja, o pocos lo hacen, en dar formación política a sus militantes, en dar preparación y capacitación,… por eso llegan representantes populares sin saber qué van a hacer,…. presidentes municipales, que llegan a aprender,… no tienen la preparación elemental,… fue la circunstancia y no la militancia, la que los llevó a un cargo de elección popular;… es capacitación política lo que tienen que hacer los partidos”. Hasta ahora, todos los aludidos han guardado silencio. Espero que pronto digan algo.

Los comentarios están cerrados.

Crea un sitio web o blog en WordPress.com

Subir ↑