Consejo Rector del Pacto por México: Consenso y Unidad Política Nacional

pena-nieto-en-el-senado-619x348En los límites de la realidad ciudadana y la reinstitucionalización del poder político, el Pacto por México, se constituye como un signo inequívoco de la voluntad política para la modernización de las estructuras del Estado.

Este acuerdo nacional,es en esencia la edificación de un consenso, cuya trascendencia se ubica en la construcción de un modelo político de desarrollo inédito, que fundado en una democracia de corte social y reforma estructural,con una nueva visión política: la “concertación progresista”; busca en el consenso político, no sólo la superación de las arenas de poder público, sino la “Unidad Política Nacional”.

En este contexto, su operatividad generó la instauración de un Consejo Rector conformado por representantes de sus suscriptores, y por una Coordinación Ejecutiva, articulada para asegurar la inclusión de propuestas tanto de los grupos legislativos, como de Organizaciones de la Sociedad Civil, condición que gesta la horizontalidad de los actores políticos y le otorgan un sentido de paridad ciudadana.

Los propósitos específicos del Consejo Rector del Pacto, se orientan a estructurar la agenda de reformas a lo largo del sexenio; integrar a legisladores y coordinadores legislativos para materializar en leyes o reformas, las iniciativas del Pacto; calendarizar las acciones; y en lo particular, respecto a la Reforma Educativa, enviar una carta a los educadores del país para invitarles a sumarse a este proyecto.

Asimismo, al Consejo Rector del Pacto le concierne diseñar una estrategia de acercamiento y plena difusión con los sectores sociales, académicos y políticos para la consolidación de los compromisos que se acuerden; y debe también, impulsar una moción para que se incluya a otras fuerzas políticas minoritarias, puesto que así lo impone un gobierno democrático.

El Consejo Rector del Pacto,al agrupar al mayor número de voces en su gestión,impulsa la aplicación de un “Modelo de Concertación Progresista”, y actúa como “Unidad de Cumplimiento”,evaluando los avances en la implementación de los acuerdos;los resultados obtenidos; la redefinición de los compromisos que hubieren sido agotados;y se abocará apersuadir a la opinión pública para lograr las reformas, que se aprueben.

Respecto a la Reforma Educativa,deberá comenzar por reafirmar de manera categórica, la rectoría del Estado en la educación como promotor de la ciencia, la tecnología y la innovación; y frenar a quienes se han manifestado abiertamente en contra, con tal de mantener sus cotos de poder, impidiendo con esta acción,el progreso y la calidad educativa que necesitamos alcanzar.

El rediseño de la institucionalidad política, ubica al Pacto por México bajo una perspectiva de corresponsabilidad, cuyo eje rector es garantizar el mandato ciudadano y hacer del Estado el macrosujeto de unidad y dignificación del desarrollo social. Este hecho implica la construcción de una “Agenda de Acuerdo Pleno”, que garantice hacer de todas las propuestas,ingeniería política, operatividad, y concreción de las acciones del Estado, es decir, asegurar el “Continuum Político” del Pacto por México.

En este escenario, se marcan los tiempos y movimientos del desarrollo de las reformas que inciden en la comunión de las acciones; se proyectan los términos concertados de una agenda legislativa que precisa, la voluntad ciudadana como referente y su mandato como potestad de exigencia de derecho pleno; se definen las prioridades de la implementación de las reformas del Estado;y se acuerdanlas “Agendas de Corresponsabilidad” de los actores sociales y políticos que le dan fuerza orgánica al desarrollo del Pacto Nacional.

Lo anterior es muy importante, porque la observancia de la legalidad por los actores ciudadanos y la clase política, manifiesta la esencia y calidad de la democracia, cuya madurez, perfila la recuperación y reestructuración política del orden social; la equidad ciudadana; y la institucionalización del poder hacia su ciudadanización. Conquista social que no se reduce a la participación activa de los ciudadanos, sino a la Unidad Nacional.

La operatividad del Pacto por México, ha demandado la revitalización y sentido orgánico de la estructura presidencialista nacional de Ejecutivo Fuerte. Este hecho es sustantivo, porque el fortalecimiento orgánico de este Poder Político, proyecta nuevas oportunidades para la organización del Estado. En consecuencia, la prescripción en materia de desarrollo político, económico, social y cultural y de aspectos vitales, como los relativos a transparencia; seguridad e impartición de justicia; fortalecimiento del Federalismo; y control de la política interna en manos de la Secretaría de Gobernación, son estrategias de la nueva dimensión que cifra la orientación del Ejecutivo Federal.

El horizonte político que propicia el Pacto por México, advierte profundos cambios sociales; presupone la corresponsabilidad de los actores ciudadanos y de la clase política; se erige bajo el consenso y la unidad político-solidaria del encuentro ciudadano; y es sin duda, la reiteración de que la política ha cambiado en forma y fondo, porque la conquista de la participación ciudadana de la esfera pública, es el rostro del espíritu de la Unidad Nacional.

Agenda.

  • En su visita a Pachuca, el pasado jueves, el Presidente Peña Nieto refrendó el compromiso de su Plataforma Electoral. Anunció la asignación de recursos en apoyo a la materialización de la Ciudad del Conocimiento y la Cultura, proyecto iniciado por el Gobernador Olvera para desarrollar la economía del conocimiento, que,en el marco de la innovación científica y tecnológica, hará que el papel y posición histórica de Hidalgo pueda brindar en un futuro, mejores niveles de bienestar.
  • En el inicio del proceso electoral para renovar al Poder Legislativo,el PRI anunció que convocará a sus bases militantes y a sus estructuras sectoriales y territoriales a participar en la elaboración de su “Plataforma Electoral”, lo que coincide con lo postulado en esta columna.
  • El Instituto Estatal Electoral de Hidalgo, podría vigilar por acuerdo de su Consejo General,que los Partidos Políticos funcionen efectivamente con el carácter de “entidades de interés público” que les reconoce la Constitución, para que elaboren sus Plataformas Electorales con la participación democrática de sus militantes y promuevan durante sus campañas político-electorales, el voto programático y el compromiso de su cumplimiento como el mandato ciudadano que elija a los candidatos que postulen.

Un comentario sobre “Consejo Rector del Pacto por México: Consenso y Unidad Política Nacional

  1. Estimado Amigo Esteban:
    Mis mas sinceras felicitaciones por esta magnífica Columna, que hace honor a su nombre, vas poniendo con ella los hechos políticos y ciudadanos en la debida secuencia, desde el punto de fuga hasta hasta nuestra propia cara.
    La “Concertación Progresista” en que se sustenta el “Pacto por México” es una afortunada oportunidad para que los mexicanos superemos el atavismo ancestral del conflicto y el fraccionamiento oposicionista, que históricamente ha cobrado grandes retrasos y daños a la Patria.
    Y es bien necesario, como afirmas, la inclusión de todos los partidos, por menores que sean; yo diría todos los núcleos de interés político, porque en el fondo está la vocación participativa de la ciudadanía.
    Esta práctica de madurez política es necesario que vaya permeando en estados, municipios y comunidades, para que no sea un asunto cupular sino horizontal, a raz de piso donde se dan los mayores desacuerdos y conflictos, políticos, religiosos, vecinales y gremiales.
    Buscar soluciones y consensos en la Pluralidad es parte del ADN del Consejo Consultivo Ciudadano, es una gran oportunidad para servir y trascender.!!!
    Saludos respetuosos
    Alejandro Juárez Prieto.

Los comentarios están cerrados.

Crea un sitio web o blog en WordPress.com

Subir ↑