Proteger a la infancia. Una prioridad

En las actuales circunstancias, México enfrenta además de las crisis de representatividad, económica y de inseguridad, el grave deterioro moral producto de la descomposición social que lastima a las familias, lacera a los jóvenes y pone en riesgo el futuro del sector más vulnerable de la sociedad: los niños.

Cada día, miles de niños son víctimas de maltrato, negligencia, abandono, explotación, exclusión, discriminación, abuso y torturas y no existen normas, políticas públicas, ni un diseño institucional adecuado que atienda con eficacia el maltrato infantil. Mientras tanto, la pobreza, la marginación y la desigualdad, limitan, obstaculizan o impiden el pleno goce de los derechos de los niños. Uno de cada cuatro niños o niñas vive en condiciones de pobreza extrema.    

En materia educativa hay 35 millones de niños matriculados en las escuelas primarias y secundarias públicas. Sin embargo, de cada 100 niños que inician la primaria sólo 13 terminan la educación superior y únicamente dos concluyen un posgrado. Las pruebas PISA de la OCDE y ENLACE concluyen que 42% tienen capacidades mínimas en matemáticas, 47% no las tiene en ciencias y, 40% tienen lectura deficiente y están mal en español.

La explotación laboral infantil sigue siendo un lastre para el país. En el marco de la conmemoración del Día Mundial contra el Trabajo Infantil  instituido por la OIT, el pasado 12 de junio, de acuerdo con datos de la UNAM, señaló que hay tres millones 270 mil menores que han desempeñado alguna actividad laboral ya sea en los cruceros de las ciudades o como jornaleros en las zonas rurales. Son niñas y niños que deberían estar en la escuela recibiendo educación y adquiriendo habilidades que los preparen para acceder a un trabajo digno en su vida adulta, pero tienen que trabajar en muchas ocasiones porque la pobreza los obliga a hacerlo.    

Asimismo, preocupa que las redes de trata de personas y explotación sexual de niñas y niños sea un problema que se agrava día tras día, y que la “guerra” contra el narcotráfico y el crimen organizado, haya  dejado más de mil niñas, niños y adolescentes asesinados, como lo denuncio la  Red por los Derechos de la Infancia en México (REDIM).    

Frente a este panorama, irrita que no existe una acción articulada, integral, conjunta, preventiva y afirmativa de los derechos de los niños, situación que ha provocado que México sea señalado como un Estado que viola los derechos de los niños en temas como pobreza, desigualdad, explotación laboral y sexual y falta de oportunidades.    

En estos días el IFE entregará el Informe sobre la Consulta Infantil y Juvenil 2012, su contenido es una señal de alerta que no debemos ignorar, ya que casi el 40 por ciento de los dos millones de niños que participaron en la consulta, se quejaron de maltrato y abuso sexual y manifestaron su angustia por la violencia y la inseguridad, y su percepción de que nadie los toma en cuenta.    

Por ello debemos hacer eco del llamado que hizo el Fondo de las Naciones Unidas por la Infancia en México (UNICEF) y la Red por los Derechos de la Infancia en México (REDIM) a los candidatos a la Presidencia de la República y a todos los candidatos que participan en los procesos electorales federal y locales, a que se comprometan con la defensa de los derechos de las niñas, niños y adolescentes, y lo incluyan como tema prioritario en sus agendas. Señores candidatos, por favor vean el documento “10 Por la Infancia”.    

En el compromiso de atención a estas problemática, se inscribe la respuesta que dio la Sra. Guadalupe Romero de Olvera, Presidenta del DIF-Hidalgo de establecer una Red de Defensores de los Derechos de las Niñas, Niños y Adolescentes” , en los 84 municipios del estado.   Con seguridad su programa de trabajo incluirá talleres de capacitación; una convocatoria a la sociedad para que participe corresponsablemente  para erradicar toda forma de violencia hacia los niños; y, las acciones para trabajar en la construcción de una cultura a favor de la paz, que rechace la violencia, que abra las puertas al dialogo y fomente e impulse la mediación como el camino para la resolución de conflictos generadores de violencia.   Se trata de asumir como obligación y como compromiso ético y político: garantizar la protección de los derechos de la niñez.

Agenda

· La organización del “Encuentro Estatal de Pandillas Científicas”, es un paso más en la construcción de un Modelo de Emprendedurismo.  
· Este Modelo, debe conjuntar la participación los gobiernos federal, estatal y municipal; de las universidades; y de las organizaciones del sector privado y social.  
· Felicidades al Instituto de Acceso a la Información Pública Gubernamental del Estado de Hidalgo, por su Cuarto Aniversario de labores a favor de  la cultura de la transparencia y la rendición de cuentas, la asistencia del Gobernador Olvera a este evento, refrenda su compromiso con estos temas.  
· La conferencia de Mauricio Merino, estableció con claridad que en los temas de acceso a la información pública, transparencia y rendición de cuentas, la ética pública debe dejar de ser una reflexión abstracta sobre los valores que podrían mejorar la convivencia de nuestras sociedades para convertirse en una ética aplicada, en la ética que falta para consolidar la democracia mexicana.  
· Una ética de conductas efectivamente realizadas por quienes ostentan cargos de representación política y por quienes mediante designación como funcionarios, prestan servicios al estado ejerciendo los recursos y los medios que la sociedad pone en sus manos, y también debe ser una ética de la sociedad y de los individuos en sus relaciones con todos los demás.  
· La responsabilidad, el sentido de lo público y la salvaguarda de los derechos fundamentales son los tres atributos mínimos que deben exigirse de un régimen democrático, sin estos, es imposible imaginar que una democracia pueda funcionar y consolidarse en el largo plazo.

Los comentarios están cerrados.

Crea un sitio web o blog en WordPress.com

Subir ↑